Proin gravida nibh vel velit auctor aliquet. Aenean sollic itudin, lorem quis bibendum auctornisi elit consequat ipsum, nec nibh id elit. Lorem ipsum dolor.

Latest Posts
Top
Image Alt

Misiones Jesuíticas

El valioso e inigualable patrimonio cultural, se muestra ante el mundo con sus imponentes construcciones y sus museos que albergan extraordinarias obras místicas.

Durante el recorrido el turista puede saborear deliciosos y aromáticos platos típicos y apreciar riquezas naturales inconfundibles, características de la zona, como así también admirar la variada y original artesanía en lana, hilo, madera y piedra que se produce en cada pueblo.-

A lo largo de la Ruta Jesuítica podrá descubrir estas maravillas.-

Una maravillosa experiencia de carácter histórico-cultural, un destino turístico sin igual. Es un territorio que ofrece inigualables y valiosos patrimonios, conformados por museos y remanentes de las misiones jesuíticas del Paraguay, que se instalaron mucho tiempo atrás, hacia el sur de la Región Oriental.

Este destino alberga preciosos tesoros legados por nuestros antepasados. Son ocho las misiones jesuitas que forman parte del territorio de la Ruta Jesuítica del Paraguay. Se asentaron hacia los años 1600 y subsisten hasta hoy, como huella y símbolo de una época que contribuyó sobremanera a la promoción social y cultural de los indígenas guaraníes que habitaban el suelo paraguayo en ese entonces.

Los ocho pueblos jesuíticos están afincados en los departamentos de Misiones e Itapúa, y en ellos, además de los remanentes arquitectónicos de las Misiones Jesuíticas, y las originales piezas de arte sacro que guardan los museos en su interior, se puede apreciar una gama de novedosa artesanía en lana, cuero, hilo, madera y piedra, y degustar la más exquisita gastronomía tradicional.

Experiencias sociales y culturales de la historia instrumentos musicales y obras monumentales que perduran hasta hoy.-

No se puede perder el turista el recorrido cultural “Luces, Sonidos e Imágenes”, en la misión de Santísima Trinidad. Allí podrá rememorar los años de vivencia y aprendizaje que guaraníes y jesuíticas en el siglo XVII. La reproducción del encuentro de dos civilizaciones es por tanto, un medio cultural para la comprensión del tiempo y la acción transformada de lo jesuítico. Este espectáculo, recreado con delicada y genuina expresión artística, vale la pena disfrutarlo.-

Otro de los iconos es el Centro de Interpretación Astronómica Buenaventura Suárez, en homenaje al sacerdote jesuita que construyó el segundo observatorio en nuestro continente en el recinto correspondiente a la Misión Jesuítica Guaraní de San Cosme y San Damián, en el siglo XVIII, empleando materiales que podía obtener en la propia misión, como cristales de cuarzo que encontró a orillas del Río Paraná para confeccionar las lentes. Este centro consiste en un complejo que cuenta con un planetario, observatorio astronómico, sala de proyección multimedia y bloque de servicios.

Durante todo el año, los diversos pueblos que integran esta ruta realizan fiestas populares, patronales y festivales que recrean las costumbres y tradiciones con exhibiciones de destrezas ecuestres, exposición y venta de artesanías variadas, interpretación de música folklórica y sacra, y otros, destacándose la celebración de la Semana Santa en Tañarandy y el Carnaval de Encarnación , y los eventos como el Festival Latinoamericano de la Doma y el Folklore y la Fiesta de la Tradición Misionera , el Festival del Ovecha Rague, el Festival del Batiburrillo, del chorizo sanjuanino y el chiriki.

En el departamento de Misiones, las ruinas de San Ignacio Guazú, Santa Rosa de Lima, Santa María de Fe y Santiago Apóstol; en Itapúa, las reducciones de San Cosme y San Damián, Jesús de Tavarangüe, Santísima Trinidad del Paraná y la actual ciudad de Encarnación “Misión Jesuítica Nuestra Señora de la Encarnación de Itapúa”. Estas construcciones se asentaron hacia los años 1600 y subsisten hasta el día de hoy, como vestigio de una época que contribuyó notoriamente a la promoción social y cultural de los indígenas guaraníes que habitaban el suelo paraguayo en aquellas épocas. Además de los remanentes arquitectónicos, en los museos se pueden apreciar las originales piezas de arte sacro así como artesanías en lana, cuero, hilo, madera y piedra, llevadas a cabo por los miembros de las comunidades en donde se asientan estos espacios históricos.

Uno de los más interesantes atractivos turísticos de nuestro país. Con poco más de 300 años de historia habitando entre las ruinas de lo que fueron las reducciones jesuíticas, este patrimonio histórico integra espacios de los departamentos de Misiones, Itapúa y Alto Paraná, y es una verdadera maravilla, un destino turístico sin igual. Conformada por museos, construcciones de las misiones y varias alternativas, estos que el paso por la Ruta sea inolvidable para sus visitantes.

Las cuatro míticas reducciones de Misiones

San Ignacio Guazu es la más antigua de las ciudades jesuíticas del Paraguay, fundada en el año 1609, y en donde se destaca el Museo Diocesano de Arte Jesuítico Guaraní, con sus notables tallas del barroco hispano-guaraní. Allí se exhiben, en cuatro salas, 30 imágenes talladas en madera policromada. Los temas de las salas son: La Creación, La Redención, La Historia de Cristo en la Iglesia y La Compañía de Jesús.

Santa María de Fe, en su museo de arte establecido en una de las casas de indios, se pueden apreciar imágenes como el grupo de la Natividad y otros testimonios de rico pasado cultural y religioso. Se destaca el tallado en madera de una virgen, de dos metros de altura, que se halla en la iglesia actual del pueblo. La artesanía de los pobladores de Santa María se destaca por su colorido, su peculiar bordado y originalidad.

Santa Rosa de Lima fue fundada en 1698 con familias provenientes de Santa María de Fe. Entre sus atractivos se encuentran el campanario original -construido en piedra roja–itaky-, los vestigios de la iglesia original, y una casa de indios íntegra. Así también, la capilla de Nuestra Señora de Loreto conserva frescos pintados en sus muros e impresionantes imágenes talladas en madera.

Santiago Apóstol, refundada en 1669, posee un casco urbano con casa de indios y museo de tallas religiosas. En su iglesia parroquial se puede ver el único retablo jesuítico completo del país y una impresionante talla ecuestre que representa a Santiago venciendo a los

moros. Esta reducción todavía conserva algunas características coloniales, como su plaza central, la casa de indios y el museo, en donde se exhiben estatuas de estilo barroco de los siglos XVI y XVII, y vestigios de la antigua Iglesia de Santiago, derrumbada en 1907.

El departamento de Alto Paraná, con varios atractivos turísticos que otorgan al visitante un espectáculo natural sin precedentes además de la posibilidad de apreciar la multiculturalidad de la zona. Así, se puede conocer el lado paraguayo de la Central Hidroeléctrica Itaipu y el espectáculo de la Iluminación Monumental, un complejo de 519 reflectores y 112 luminarias que hacen la iluminación nocturna de la represa, sincronizada con una senda sonora creada especialmente para el espectáculo; el Zoológico Regional y el Museo de la Tierra Guarani, compuesto este último por dos galerías: la del Mundo Guaraní y la de la Ciencia. El Museo expone una colección de animales y minerales, y también objetos arqueológico provenientes del rescate realizado entre 1975 y 1978. De la misma manera, Alto Paraná ofrece un lugar único en el que el contacto con la naturaleza es el elemento obligado: El Refugio de Tati Yupi, unas 2.245

hectáreas de bosques naturales y nacientes de aguas cristalinas, un ecosistema de fauna rica y flora variada, para recorrerlas en bicicleta, a caballo o a pie. Finalmente, dos puntos más que interesantes para conocer mientras se realiza el recorrido de la Ruta Jesuítica por el departamento: El Museo

Científico Moisés Bertoni -un museo localizado en el bosque que rescata la historia del científico y escritor suizo Moisés Santiago Bertoni- y Ciudad del Este, la capital del departamento, en donde el turismo de compra es el protagonista, con variadas alternativas de tiendas y productos.

Itapúa y sus cuatro Misiones

San Cosme y San Damián, fundada en 1760, probablemente sea la misión más conocida gracias a los trabajos y estudios sobre Astronomía del Padre Buenaventura Suárez, quien construyó telescopios, cuadrantes astronómicos y un reloj de sol. La iglesia actual reúne imágenes de madera policromada y varias tallas y el reloj de sol, casi cuadrado, hecho de piedra. En esta ciudad, está el Centro de Interpretación Astronómica “Buenaventura Suárez”, consistente en un planetario y observatorio con telescopio, habilitado desde el año 2010.

Santísima Trinidad del Paraná, declarada Patrimonio de la Humanidad en 1993 por la Unesco. Es considerada como “la mayor y mejor de todas las reducciones”. Iniciada en el año 1706, se

destacan los frisos de los ángeles músicos de la iglesia mayor y la torre situada a cierta distancia de la iglesia menor. En el complejo se encuentran dos museos: El Museo Jesuítico con tallas en piedra, nichos y retablos, y el Museo Lítico, al costado del templo, con piezas esculpidas en piedras, restos de ángeles y santos.

Jesús de Tavarangüe, también declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. A pesar de nunca terminar de construirse debido a la expulsión de la orden Jesuita en el año 1767, la iglesia se destaca por su grandiosidad, y se hubiera convertido una de las iglesias más grandes de la época, a más de destacarse por su diseño arquitectónico único.

Misión Nuestra Señora de la Encarnación de Itapúa, actual ciudad de Encarnación, más conocida como la Perla del Sur, Capital de la Ruta Jesuitica y del departamento de Itapúa, la misma fundada por el actual y único Santo Paraguayo San Roque González de Santa Cruz, que suman a los  destinos un importante segmento de atractivos y servicios. Cumpliendo el año que viene sus 400 años de fundación. Rica en historia

 

Beatriz Arévalo
Gerente 
Cámara Paraguaya de Turismo de las Misiones Jesuíticas – Ruta Jesuítica
Avda. Costanera Padre Carlos Bolik y Ruta 1-Edificio Turista Róga Bloque II.-
Teléfono: +595 71 205021  – Móvil: +595 985 952118
Encarnación – Itapúa – Paraguay
www.rutajesuitica.com.py

 

You don't have permission to register